«

»

Bulldog Inglés

Bulldog Ingles

 

País de Origen
Tamaño
Peso
Esperanza de vida
 
Reino Unido
 
 
Mediano
 
 
Entre 20 y 26 kg
 
 
8 – 10 años
 
       
Vitalidad
Ladrador
Instinto de Vigilancia
Instinto de Protección
muy bajo bajo bajo bajo
Relación con niños
Relación con perros
Facilidad Aprendizaje
Necesidad Ejercicio
alto alto bajo muy bajo

 

Clasificación

 

 

  • Clasificación FCI
    • Grupo 2, Perros tipo pinscher y schnauzers molosoides, Molosoides.
  • Clasificación AKC
    • Grupo 6, Perros de compañía.

 

Descripción de la Raza Bulldog Inglés

 

 

Es un perro robusto, compacto, ancho, fuerte y corto de estatura. La cabeza es grande, de mucho volumen en comparación con el resto del cuerpo, de hocico ancho y corto, los ojos de color oscuro, un poco resaltones están un poco apartados entre sí, las orejas situadas arriba del cráneo son de tamaño mediano y caídas. De lomo ancho y fuerte con extremidades generalmente cortas siendo las traseras más largas que las delanteras.

Tanto en la cabeza como en el resto del cuerpo poseen una piel suelta con tendencia a formar arrugas, aspecto que se evidencia perfectamente en la cara.

De pelo fino y corto, su color más popular es el marrón-rojizo mezclado con blanco.

Aunque no lo parezca, estos perros son animales muy tranquilos, muy fieles a su amo, aunque no les gustan ser dominados con mucha frecuencia.

No es un perro guardían, sino familiar y de compañía.

 

Historia y Origen del Bulldog Inglés

 

 

Para conocer de donde viene el origen del bulldog hay que hacer un breve repaso en la historia. Sus antecesores eran perros que se trasportaban en los barcos y al llegar destrozaban todo lo que encontraban por ser molosos de presa (moloso: perro caracterizado por tener una constitución musculosa, fuertes mandíbulas, gran cabeza y hocico corto, lo que les hace ser excelentes perros guardianes y protectores).

Durante la Edad Media la nobleza británica cazaba con los Mastiff. Posteriormente se dieron cuenta que si los perros perseguían a los toros por el movimiento al que se veían sometido estos últimos, la carne sabía mejor, por lo que utilizaron estos perros grandes para perseguir a los toros. Sin embargo para poder llevar a cabo esta práctica, la gente que era noble a la cual no se les permitía poseer estos perros, se las ingeniaron para crear un perro fuerte como el Mastiff pero de patas cortas y que derivó en el Bulldog Inglés.

Durante mucho tiempo las peleas y persecuciones entre perros y toros fueron muy famosas, de ahí proviene el nombre del bulldog (en español; toro perro).

 

Carácter y Comportamiento de los Bulldog Ingleses

 

 

El Carácter del Bulldog inglés ha recorrido un largo camino desde que fuera considerado un perro de pelea, ya que ha sido transformado en una maravillosa mascota de compañía. Es un perro muy fiel y leal que prefiere convivir dentro de la casa con su propietario que estar libre por el jardín.

Son muy tolerantes, siempre mantienen una buena relación con otros perros o animales y disfrutan con la presencia de niños debida a su enorme paciencia y tranquilidad.

La mayoría de estos perros suelen tener algún tipo de dificultad respiratoria por lo que son frecuentes los ronquidos y eructos. Son un poco asiosos a la hora de comer por lo que se ha de controlar su dieta ya que además tienen tendencia al sobrepeso.

 

Cuidados y Salud con respecto al Bulldog Inglés

 

 

No posee la necesidad de hacer mucho ejercicio, se conforma con paseos cortos diarios y son un poco perezosos.

En la zona de la cara, en las arrugas, conviene aplicarle después de cada baño una crema nutritiva o vaselina para evitar que se produzcan irritaciones en su piel por el roce, la sudoración o la sequedad.

Debido a su constitución tiende a engordar rápidamente por lo que hay que vigilar su dieta. Se recomienda proporcionarle entre 400 y 600 gramos de pienso seco cada día, en función del tamaño del animal.

Debido a su estructura, es frecuente que el Bulldog tenga dificultades respiratorias, hay que evitar su participación en ejercicios agotadores especialmente con días cálidos y humedos.

Algunos, también suelen ser propensos a padecer de lo que se conoce como “ojo de cereza”, que consiste en la inflamación de una glándula del tercer párpado

También son algo frecuentes en esta raza, la displasia rotuliana o de codo y los problemas de hernias de discales, todos ellos consisten en un defecto genético que provocan dolor y anomalías durante la marcha y movimiento.

 

Enlace permanente a este artículo: http://www.infoperro.com/bulldog-ingles/